Trucos para eliminar una garrapata

Para evitar la transmisión de enfermedades transmitidas por garrapatas, las garrapatas deben ser eliminadas de la piel de tu mascota lo más rápido posible.

Las garrapatas son unos parásitos que pueden afectar a nuestro perro o gato (o a las personas) y que nos deben preocupar por varias razones:

  • Pueden provocar lesiones en la piel con su picadura, y estas lesiones pueden infectarse por bacterias o por hongos.
  • Se alimentan de sangre y eso afecta a la salud de nuestros animales de compañía. En determinadas circunstancias pueden provocar anemia.
  • Su saliva contiene sustancias tóxicas que pueden inducir una respuesta inmunitaria.
  • Son capaces de transmitir graves enfermedades al picar.

Perros y gatos están expuestos a las garrapatas, que pueden esconderse en su pelaje y pasar desapercibidas (consulta aquí “Cómo saber si mi mascota tiene garrapatas”).

Las garrapatas se encuentran preferentemente en algunas zonas como cuello, cara,  orejas, axilas o ingles. La exploración del pelaje del perro y del gato nos permitirá detectarlas, sobre todo las formas adultas, y así poder eliminarlas cuanto antes. (Foto: Shutterstock).

Cómo prevenir la presencia de garrapatas

Este es el principal objetivo en la lucha contra estos parásitos, impedir que se fijen o matarlas rápidamente, antes de que se alimenten cuando se han enganchado en nuestras mascotas, y así evitar la transmisión de enfermedades.

Lo más recomendable es prevenir la infestación con un plan de desparasitación periódica, aplicando un producto de garantía que esté indicado para destruir a estos ácaros. Para realizar un protocolo de prevención eficaz tienes que tener en cuenta lo siguiente:

  •  Asegúrate de que el producto está indicado contra las garrapatas. Recuerda, como vimos en este artículo, que no son insectos y los insecticidas normales pueden no afectarles.
  • Elige un producto adecuado y fácil de aplicar: que actúe rápidamente, de forma que si una garrapata accede a nuestra mascota muera cuanto antes para evitar que se alimente y transmita enfermedades. El límite de actuación de un buen producto sería de 48 horas, aunque es mejor que actúe antes de las 24 horas. También debe resistir el agua sin alterarse y ser inocuo para las personas y mascotas.
  •  El protocolo de prevención se debe de realizar, y esto es muy importante, durante todo el periodo de actividad de las garrapatas. Lo ideal, para estar seguros de que la mascota está bien protegida, es realizar desparasitaciones a lo largo de todo el año. El cambio climático está provocando que estos parásitos cada vez sean más activos y estén más extendidos, también durante los meses fríos.
  • Hay que respetar los intervalos de aplicación que están previstos para cada producto. Elige un producto persistente y duradero para mayor comodidad (por ejemplo, las pipetas Duoflect que son eficaces frente a las garrapatas durante 6 semanas en perros y 5 semanas en gatos.)
  • Desparasita a todas las mascotas que convivan en el hogar. Ten en cuenta que si tienes que desparasitar a un gato el producto debe estar indicado para gatos, ya que estas mascotas son muy sensibles a algunos acaricidas que son habitualmente empleados en los perros.

Además, podemos tomar medidas complementarias de prevención para evitar riesgos, como son

  •  Limitar el acceso a zonas donde se sospeche que hay una alta densidad de garrapatas (zonas de bosque y matorrales), sobre todo en las épocas del año en las que la actividad de estos parásitos es más alta, como son los meses de verano y otoño.
  • Si tienes jardín, y tu perro o gato juegan en él, límpialo de hierbas y malezas.

¿Y si ya ha “cogido” garrapatas? Cómo eliminar las garrapatas en mi perro o en mi gato 

Como hemos dicho, lo mejor es prevenir la infestación e impedir que una garrapata se fije o hacer que muera rápidamente y se desprenda, pero si encontramos uno de estos desagradables huéspedes alimentándose en nuestro perro o gato, hay que eliminarlos inmediatamente.

Antes de nada, olvídate de los “remedios milagrosos” que todavía circulan. Nada de utilizar aceite, alcohol o éter sobre la garrapata para provocar que se desprenda. Estas prácticas consiguen que la garrapata regurgite su saliva y eso aumenta el riesgo de transmisión de enfermedades. Y por supuesto, no hay que aplicar un cigarrillo o la llama de un mechero sobre el parásito, poniendo en riesgo a la mascota.

Lo más conveniente es utilizar utensilios específicos para extraer garrapatas: unas pinzas específicas para garrapatas o ganchos especiales.

Pinzas y gancho específicos para retirar garrapatas. (Foto: Shutterstock).

Si empleas las pinzas tira de manera lenta y continua, sin retorcer la garrapata y sin dar estirones bruscos, con suavidad pero con firmeza. Es fundamental enganchar a la garrapata con las pinzas tan cerca de la piel como sea posible y no comprimir su cuerpo para que no regurgite la saliva.

Con el gancho especial para garrapatas, que atrapa al parásito sin comprimirlo, el riesgo es mínimo y basta hacer un movimiento de rotación para extraer la garrapata completamente. Si la extracción no es correcta, las piezas bucales del parásito pueden quedar enganchadas en la piel de tu mascota y eso provocaría la aparición de una inflamación o un nódulo durante varias semanas, que incluso puede necesitar atención veterinaria.

Y, por supuesto, evita cualquier contacto de tus manos con la garrapata, para ello emplea unos guantes de látex.

El gancho especial para garrapatas está diseñado para la completa extracción de estos parásitos sin comprimirlos. (Foto: Shutterstock).

Una vez que has eliminado a la garrapata, lava la zona de la picadura con agua y jabón y aplica un antiséptico. En cuanto a la garrapata, lo mejor es quemarla o destruirla de manera segura, el inodoro o la basura no son buenas opciones para su eliminación.

No obstante, si no estás seguro de hacerlo bien, acude a tu veterinario y que lo haga él y te enseñe a realizar el procedimiento correcto para la próxima ocasión. Tras desprender la garrapata o garrapatas que hayas encontrado hay que aplicar un antiparasitario. Los antiparasitarios externos eficaces como DUOFLECT  tienen un efecto residual que evitará las reinfestaciones durante el periodo indicado en su prospecto. Recuerda respetar los intervalos de aplicación para evitar futuros huéspedes indeseables.

Si has encontrado una o más garrapatas en tu mascota y observas algunos signos de enfermedad (como fiebre o dolor en las articulaciones) o debilidad acude al veterinario para descartar o confirmar la presencia de alguna de las enfermedades que estos ácaros pueden transmitir.

Luchar contra las garrapatas es muy importante para la salud de tu mascota y de tu familia. La observación de la presencia de los parásitos para eliminarlos a tiempo y la utilización de productos ectoparasiticidas de forma preventiva, cumpliendo escrupulosamente los intervalos de aplicación, son las principales medidas que hay que tomar para que estos parásitos no alteren la salud ni la buena relación que tenemos con nuestras mascotas.